Compartir

Se trata de una iglesia colonial de belleza única, fue construida al rededor del siglo XVII en el ombligo (Shonqon) de la ciudad. Fue centro de la evangelización de los habitantes de esta comarca.

Se ubica en la plaza de armas de la ciudad de Aija. En ella se encuentran las imágenes de San Santiago, La Virgen de la Candelaria, entre otros; el primero patrón de la bella ciudad de Aija, a quien se rinde homenaje en la fiesta patronal que inicia el 23 de julio y culmina el 02 de agosto.  En su interior aún se conservan los estilos clásicos como el Dórico, Jónico y Corintio, etc. Cuenta con diferentes altares del estilo Barroco.

Para el orgullo aijino, es una de las pocas Iglesias que soportó el terremoto de 1970 (31 de mayo), gracias a los adobes de 75 centímetros que sirvieron para la construcción de los muros laterales que poseen 3 metros de ancho, 2.5 metros los muros posteriores y anteriores, es más se encontraban amarrados por sogas de de cuero (garahuancus) de acuerdo al relato vertido por Médico Guido Antúnez de Mayolo durante a la entrevista que realicé.

Para alegría de todo visitante, la iglesia fue restaurada y es mostrada al público en todo su esplendor.

Galería de la Iglesia Matriz de Aija.